fbpx
Neuromarketing: El Poder del Color

Neuromarketing: El Poder del Color







El color y la luz son una forma de impacto visual  poderosa. El efecto de la disociación de la luz que es blanca o sin luz, negro a través de nuestro prisma ocular es percibida por cada persona en su intensidad de forma distinta. Sólo que desde que éramos niños a esa percepción propia la dimos nombre: amarillo, rojo, azul, añil, morado y así la identificamos. Esto es Neuromarketing del color y blanco en frecuencia alta  para el ojo humano recoge todos los tonos como el arcoiris.

La mente del ser humano está “programada” para responder en conjunción a su sistema nervioso a la frecuencia de luz. Se activa en el prisma ocular una sensación y el ojo precibe el color debido a la luz que sugiere la frecuencia alfa, gamma, etc según la tonalidad. La intensidad de la tonalidad depende de la persona por este motivo ante un verde azulado que roza el límite.

¿Qué es el color?

Podemos entender cómo funciona el color con este ejemplo: Imagina que entras en una casa totalmente vacía. Decides aplaudir y oyes el eco, ese fenómeno acústico que ocurre cuando una onda rebota en una superficie lejana y pareciera repetir el sonido.

Al aplaudir, emites un sonido, el cual tuvo que viajar una gran distancia hasta encontrar una pared en donde rebotar, lo cual causa que tu cerebro perciba como que el sonido se está repitiendo.

El color básicamente es un rebote de ondas electromagnéticas en los objetos. Solo que en vez de un aplauso, todo se origina con la luz.

La luz está compuesta por ondas electromagnéticas de diversas longitudes. Sólo unas pocas son visibles para el ojo humano.

Cuando los objetos reciben la luz, algunas ondas electromagnéticas rebotan en los objetos y otras son absorbidas por ellos.

Los colores resultan de diferentes mezclas de ondas electromagnéticas que rebotan en los objetos.

Las ondas electromagnéticas son representadas y procesadas por los receptores del ojo, pero es en el cerebro donde en realidad se forma la impresión de los colores.

El Color y el Cerebro

El neurocientífico Bevil Conway propone algunos puntos interesantes sobre la forma en que nuestro cerebro procesa el color.

Uno de los hallazgos del Dr. Conway surgió al observar cómo procesan el color algunos primates.

Usando un escáner cerebral, el Dr. Conway y su equipo descubrieron que hay grupos de neuronas que detectan diferentes tonalidades. Esto sugiere que hay ciertas neuronas codificadas para interpretar colores.

¿Qué colores estimulan la actividad cerebral?

Uno de los aspectos más interesantes de este estudio es que no todos los colores tienen la misma jerarquía en cuanto al nivel de estimulación cerebral que provocan.

El grupo de neuronas que se encarga de procesar el color rojo es mucho mayor que el de otros colores, seguido por el verde, azul y amarillo.

En otras palabras, El Dr. Conway confirmó (a nivel neuronal)  la teoría de que el color rojo tiende a capturar nuestra atención con mayor facilidad que otros colores.

En este sentido, la sensación de urgencia que nos provocan las notificaciones de Facebook, podría estar influenciada por el sentido de alerta que nos provoca el color rojo.

Hay que aclarar que en la práctica, la estimulación cerebral depende de un conjunto de factores multisensoriales, más allá de sólo un color. De otra forma, terminaríamos saturando los espacios publicitarios de rojo y verde.

Ahora podemos entender por qué muchos botones o “calls to action” en internet son rojos y verdes.

Ya es de dominio público que ciertos colores provocan fuertes emociones. Y claro, las emociones que provocan ciertos colores tienen un componente fisiológico, y otro cultural.

El color y su significado emocional en las sociedades

El libro Colores Digitales, explica que los colores tienen un significado diferente en cada región del mundo.

Cada color posee una historia. En el lenguaje se han incorporado varios colores  en frases usuales como “amarillo de envidia” o “rojo como un tomate”, “me dieron luz verde”, etc.

Pareciera ser que los colores son adecuados para describir emociones.

Algunas asociaciones de colores afectan la percepción en toda una sociedad. Una buena elección de color requiere estar familiarizado con este mar de significados.

Por ejemplo, en el mundo occidental suele usarse las tonalidades de rojo para el amor, pero en algunos países de África, el rojo es el color de la muerte. En algunas comunidades del borde entre Rusia y China, el rojo es usado en las bodas.

En Europa Central, el morado suele asociarse a la realeza, mientras que en algunos países de Asia, este es el color del duelo.

Y claro, cada variación de tonalidades tenderá a acercarse o a alejarse de ciertos significados en una sociedad específica.

Entender que los colores provocan emociones, y que los humanos podemos estar configurados para responder a ciertos colores, podría resultar en un mejor conocimiento de las propiedades neuronales de las emociones.

Los colores transmiten tipos de experiencias inconscientes en la mente, que traducimos en respuestas de adaptación al entorno que dirige nuestras necesidades de actuar.

Estudios publicados de Neuromarketing del color determinan que los ambientes adecuadamente iluminados generan alegría y bienestar.  Abalan que un niño en una habitación de intensos tonos amarillos puede irritar su percepción. Provocar su llanto debido al desarrollo y esfuerzo de su pupila, como un color artificial que en exceso genera irritabilidad.

Tonos como el rojo, el naranja o el amarillo siempre han sido usados en promociones y ofertas. Señalan descuentos por la intensidad de luz y el impacto inconsciente de invitar a una acción rápida.

Suscríbete a nuestros Planes de Asesoría en Patreon

Suscríbete a nuestros Planes de Asesoría en Patreon

Como ejemplo el color azul del arcoiris es usado en paredes de guarderías y colegios porque transmite calma, seguridad, confianza. Evoca agua y conecta la apertura media natural de la pupila que estimula bienestar. Desarrolla la capacidad de imaginarse en la infancia y algunos estudios confirman que desarrolla su inteligencia.

Evoca la mar y el cielo. Por impacto así lo asociamos simbólicamente. En Neuromarketing estudiamos que su frecuencia de onda es más suave para la percepción, en contraposición a tonos más luminosos como el rojo, amarillo.

La luz en su refracción siendo parte de nuestra naturaleza funciona como un espejo de la composición de colores que percibimos.

Es manejado muy bien por las grandes marcas. El Neuromarketing del color es utilizado por los anunciantes para provocar reacciones en los consumidores. El color se asocia a valores de vida. Además, los colores del código cultural de cada país en sus costumbres honran determinados valores familiares, de comunidad y espirituales. Y simplemente para transmitir cierto tipo de valores corporativos asociados a las marcas funcina.

Los colores tienen distintos impactos físicos. Por lo tanto, activan unas movimientos en nuestra mente. Estas emociones de manera sutil se convierten en sentimientos con el uso de los mismos en los hábitos de nuestro día a día.

Provoca nuestros pensamientos de acción o confort y como consecuencia, nuestra percepción varía al igual que nuestras actuaciones. Destacas y te diferencias o tu competencia, vende el mismo producto un eurillo, dos eurillos más barato y tu cliente de años se va con el otro.

Las reacciones a los principales colores según el Neuromarketing del color son:

Neuromarketing del Color Rojo

El Neuromarketing confirma que rojo es un color que eleva el ritmo cardíaco y es por esta razón que su impacto es mayor en la mente. Invita a la acción y abre el apetito. Las marcas como  Mc Donnalds, Coca-cola, etc. lo saben y es por ello que han diseñado su logo con este color y el blanco.

La visualización del amarillo más el rojo, el negro más el rojo o el rojo más el naranja son los colores que mezclados más «chirrían» para causar atención, diferenciación. El exceso de rojo puede provocar irritabilidad y estrés, no es aconsejable utilizarlo en ambientes de trabajo. Ambientes en donde transcurre una persona mucho tiempo porque provoca activación y si es excesiva, estrés y discusiones negativas. Es el color de la sangre y la energía.

Asimismo, en espacios de trabajo de toma de decisiones rápidas, o en zonas en donde exige poco tiempo para la ejecución de tareas es recomendable. Es el color por excelencia utilizado por las marcas para el «call to action.» y el naranja.

Neuromarketing del Color Verde

El Neuromarketing que ha enfocado sus estudios a los anuncios de TV, asegura que menos receptores de color SWS (azul) que los receptores MWS (verde) o LWS (rojo) en la retina.

Programas online y de televisión tienden a usar más verde, fondos verdes para la grabación y en sus pantalla y menos azul o azul verdoso para estimular MWS junto con SWS y obtener mejores resultados, que su anuncio sea más visto desde una mente más relajada y perceptiva.

Buscan el «color armonía» porque el cerebro sufre menos estrés cuando observa varios colores, cuando se está estimulando solamente uno de los receptores, se causa una mayor fatiga del receptor ocular que además, tiene exceso de trabajo.

Como código simbólico el verde es el color de la salud por excelencia y las personas que pasan mucho tiempo frente a una pantalla por cuestiones laborales, pueden fluir con más facilidad sin tantos problemas de insomnio además, se ha demostrado que los trabajadores de marcas que utilizan el verde en sus logotipos y diseño sufren menos del estómago en situaciones de estrés. Descargan su adrenalina mas fácilmente en entornos naturales y también, se desenvuelven mejor en grandes superficies que suelen estar ubicadas en los extrarradios de grandes ciudades.

El verde significa ecología y equilibrio y nuestra mente más inconsciente asocia el verde simbólicamente al crecimiento sostenido y al dinero Además de a la esperanza en muchas culturas y vida o…

Es usado en hospitales, spas y algunos centros comerciales que saben que el cliente va a vivir un «consumer experience» más gratificante y equilibrada, va a llenar su carrito de compra.

Esto es porque el cliente más habitual vive en pequeñas áreas o pueblos del extrarradio cerca de dicha superficie.  El Neuromarketing mide el impulso de compra inconsciente y va a pasar más tiempo comprando.

Un lugar cuya fuerza de iluminación es directa a los artículos y cálida y suave en los pasillos por donde ha de moverse si las circunstancias de la estructura del establecimiento lo permiten siguiendo una ruta. Esto hace que pierda la noción del tiempo y pase más horas disfrutando e ideando como introducir los artículos de su carro en su día a día, mientras anhela otros de su agrado.

Heineken con su campaña «Piensa en verde»,  eslogan muy bien concebido, ha logrado índices de reconocimiento espontáneo saludables y asociaciones o estereotipos homogéneos. La botella verde se ha convertido en el icono más reconocido de la marca en todo el planeta.

Iniciativas como el de Coca-Cola Life, «en verde» lanzada en Argentina, transmite exactamente estos valores de marca.

Neuromarketing del Color Azul

El Neuromarketing confirma que el azul en sus tonalidades nos recuerda a la libertad y autonomía o independencia. Es el color de la calma que nos transmite la seguridad y la confianza; inclusive nos trasladamos mentalmente a la amistad.

Según estudios de la Epigenética que estudia los procesos previos y durante el embarazo al compendio de emociones en unión a «la madre», pensamientos, etc…. El vientre materno en donde nuestra mente ya formada está recubierta por líquido anniótico.

Para la mayoria de personas esta etapa, fueron momentos de protección, crecimiento. Bendiciones en el arte de despertar sus sentidos. Nuestra mente en líquido sin luz, al alba o despertar a lo nuevo. Dejándose guiar en protección.  Es la causa de que reaccionemos considerándolo desde la credibilidad, o seguridad. De hecho está muy de «modé» el rebirthing como técnica de reencuentro alternativo.

Lo usan bancos, aseguradoras, consultoras, etc. porque precisamente el azul en tonalidad clara disminuye nuestro ritmo cardíaco y provoca estados de meditación y reflexión. El color azul añil provoca frío, el frescor de un baño fresco en verano y un cielo al atardecer limpio de polución. En términos de abuso de saturación puede llegar a trasmitirnos frio, al ser más fuerte a la retina nos centra y permite la activación de estrategias y asimilación de impactos.

Neuromarketing del Color Morado (violeta)

Según el Neuromarketing es el color para solucionar problemas por excelencia. Impacta en la mujer madura para proyectar marcas de lujo y sofisticación.

Mezclado con rosa: Violeta en empresas de cuidados de la piel, por ejemplo.  Elegancia con pequeños tonos dorados en otras. Se ha posicionado como el color de la feminidad y la igualdad,  en muchas comunidades de responsabilidad social hacia el género femenino se usa. Sin embargo, la sobre estimulación provoca el efecto contrario. Es debido a su símbolo cultural y religioso de dignidad y espiritualidad en muchos países. Este código cultural-simbólico y el exceso del mismo en marcas, incita a que la otra persona piense que mientes de manera inconsciente. Es un color a usar no de un modo excesivo.

Neuromarketing del Color Gris

El color gris es el color de longevidad por excelencia en entornos tecnológicos o industriales, genera la sensación de credibilidad, durabilidad, calidad e innovación.

Empresas de coches, tecnología,  joyería y construcción juegan en sus logos con este color. Es un color neutro que se utiliza mucho en la decoración e invita a la seriedad, equilibrio y sofisticación. Con menos luz, aunque depende de la tonolidad de gris y el brillo o no brillo en este color, ayuda a la reflexión.

En alta tecnología, los colores favorecidos son plata, negro u oro con efectos metálicos y pigmentos tecnológicos que creen cambios de matices, según el ángulo de visión. Es un símbolo cultural en el comercio y en nuestra memoria histórica inconsciente fomenta relaciones comerciales internacionales. Por este motivo se dacantan por el mismo, aquellas empresas tecnológicas que fomentan el valor de la transcendencia en la innovación como amplios canales de distribución.

Neuromarketing del Color Marrón

El Neuromarketing aconseja utilizarlo en productos masculinos, es el color de las cualidades masculinas por excelencia. El olor a madera provoca sensaciones de masculinidad; el floral sugiere feminidad. El olor de una buena taza de café te evoca a casa, a un diálogo cercano, entregar un chocolate a media tarde sobre las 17:00h sube nuestra capacidad de generar empatía y diálogo.

Neuromarketing del Color Amarillo

 

 

El Neuromarketing ha demostrado que el amarillo genera en nuestro cerebro la segregación de serotonina, y nos hace sentirnos alegres y creativos. Es también muy utilizado para el «call to action», es un color muy luminoso y está confirmado que el exceso de este genera reacciones de envidia y celos.

No recomendable para productos de hombre que lo identifica con la «informalidad». En algunos países, el amarillo tiene connotaciones muy diferentes. En Egipto, por ejemplo, el amarillo es para el luto. En Japón, representa el coraje, y en la India es un color para los comerciantes.

El color oro otorga mayor prestigio a los objetos que envuelve.

Neuromarketing del Color Naranja

Es el color de la diversión, el Neuromarketing explica que al visualizar este color prolongadamente nuestro cerebro aporta una mayor cantidad de oxígeno.

También por esta razón, algunas marcas lo usan para el «call to action» de un modo divertido y  joven para invitar al movimiento en eventos, lanzamientos de nuevos productos, etc. como el caso de algunos lanzamientos con movimientos comunitarios, entre ellos el más notable el de Vodafone.

Lo usan mucho los productos de juguetes y alimentación. Y aquellas marcas que quieren dirigirse a un público joven, divertido con ganas de jugar y disfrutar.

Neuromarketing del Color Rosa

Invita a la amistad y al amor altruista para mujeres y hombres en edad joven por esta razón marcas de belleza lo usan en cremas.

El Neuromarketing aconseja su uso en productos de belleza o de ropa para las mujeres más jóvenes.  Pasteles en cajas rosas saben mejor que los envasados en cualquier otro color porque trabajan con nichos que apuestan por el concepto de sensibilidad y sensualidad.

Un ejemplo es una marca de perfumes que al diseñar el envase, desea lograr un color para asociar la imagen de sexy e irresistible.

Campañas que ensalzan la belleza de la mujer como la campaña contra el cancer, lo usan. Respecto al rosa-fucsia, los datos de la investigación indicaron que un tono y forma particular, el de una orquídea, hace de este color no no ser obviado por grandes marcas (Portobello, USA).

Neuromarketing de los Colores Blanco y Negro

El blanco es el color de la simplicidad, organizaciones caritativas, ONGs, hospitales y médicos. Marcas que trabajan en esterilidad, para productos de nutrición para pérdida de peso por su pulcritud y limpieza. Detergentes, jabones y blanqueadores, y artículos de limpieza, esto muestra higiene en general.

El Neuromarketing usa el color negro para invitar al poder, al control y al lujo. Museos, galerías, coleccionistas, usan el color negro.

Los consumidores de coches de color negro buscan vivir esta sensación, los de coches de color amarillo p.e. adoran la velocidad y los usuarios de coches de color gris, la calidad y durabilidad.

Está suficientemente demostrada la influencia de los colores sobre nuestro estado de predicción emocional emocional y sobre el impacto de acción que provocan según qué situaciones debido a la neurofisiología.

¿Cómo utilizar los colores para influenciar la decisión de compra?

Los investigadores han desarrollado todo un campo de estudio dedicado a indagar acerca de los colores y la forma en que nos influyen. El marketing ha sacado gran provecho de esos estudios, utilizándolos para determinar qué tonalidades aplicar en productos, publicidad, sitios web y puntos de venta, entre otros, para influir en la decisión de compra de las personas y conseguir un incremento en las ventas.

Los colores que vemos en los puntos de venta o las calles, mientras caminamos, tienen una enorme repercusión en nuestra psicología y en nuestra decisión de compra. La gran mayoría de los productos y anuncios publicitarios tiene un fuerte componente de estrategia del color, diseñada por especialistas en esta disciplina.

Los investigadores de mercado han podido comprobar que el color afecta notoriamente los hábitos de compra de las personas. Mientras que los compradores impulsivos responden mejor al rojo, naranja, negro y azul, los compradores que planean más sus compras, responden mejor al rosado claro, celeste y azul marino.

El uso óptimo de la teoría de los colores te ayudará incrementar tus ventas. Sólo debes entender claramente los siguientes puntos:

Piensa en el mercado al cual apunta tu negocio

Digamos que estás vendiendo libros para niños pequeños, pero que tus esfuerzos de marketing se dirigen a los abuelos (que son quienes comprarán los libros para sus nietos).

Probablemente diseñarás los libros con colores primarios brillantes, para que así les agraden a los niños que los usarán. Sin embargo, los materiales de marketing (sitio web, folletos, volantes, cartelería, etc.) deberán estar diseñados pensando en los abuelos. Es así que debes pensar en utilizar azules (que transmiten confianza), rosados (dulzura, seguridad) y amarillos (felicidad, diversión)

Los colores influyen

Los colores están en relación directa con las aprensiones de la gente en cuanto a tomar decisiones por cuenta propia, ya que influyen con su presencia en el entorno del tomador de decisiones. Esto nos lleva al «efecto demostración» entre consumidores, dado que unos imitan a otros en su comportamiento de vida y de compra.

Las influencias y los colores son acumulativos; es decir, a más «seguimiento» de líderes sociales, más disfrute del color y por ende mayor proliferación de los más aceptados.

Fuentes:

tercoachingeuropa.com

neuromarketing.la

america-retail.com

Contáctanos

Neuromarketing: El Poder del Color
Neuromarketing: El Poder del Color
Spread the love

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Follow by Email
Facebook
Twitter
Instagram
WhatsApp ¿Hablamos por WhatsApp?