fbpx
Qué es un Análisis Competitivo y cómo puedo realizarlo

Qué es un Análisis Competitivo y cómo puedo realizarlo

El análisis competitivo consiste en identificar a los los principales competidores directos e indirectos mediante una búsqueda para desvelar las fortalezas y debilidades que presentan con respecto a tu situación.

Los competidores directos comercializan el mismo producto para el mismo público, mientras que los indirectos venden el mismo producto a un público diferente. Después de identificar a la competencia, utiliza la información reunida para ver qué lugar ocupas en el mercado.

Qué hay que incluir en un análisis competitivo

El objetivo de este tipo de análisis es ganar una ventaja competitiva en el mercado y mejorar la estrategia de negocios. Sin el análisis de la competencia es muy difícil saber qué hacen los demás para ganar clientes dentro de tu público objetivo. El informe de un análisis de la competencia puede incluir lo siguiente:

  • Una descripción del mercado objetivo de tu empresa.
  • Detalles acerca de tu producto o servicio con respecto a los de la competencia.
  • La participación en el mercado, ventas y recaudación actuales y proyectadas.
  • Comparación de precios.
  • Un análisis de la estrategia para redes sociales y marketing.
  • Diferencias de calificación de los clientes.

Compararás cada detalle de tu producto o servicio en contraposición al de la competencia para evaluar la eficacia estratégica. Al comparar las métricas de éxito de diferentes empresas, podrás tomar medidas basadas en datos precisos.

Tipos de competidores

Antes de comenzar con tu análisis de la competencia, deberás entender bien cómo puedes clasificar a los competidores dentro de tu segmento de mercado. Así, verás que existen tres tipos de competencia: directa, indirecta y terciaria o potencial.

  • Competidores directos. Son aquellas empresas que están dirigidas a exactamente tu mismo segmento de mercado, misma audiencia e incluso se encuentran en tu misma zona. Generalmente, los precios del producto o servicio serán también similares, y son la respuesta a un mismo problema o demanda.
  • Competidores indirectos. Son aquellas empresas competidoras que tienen productos similares a los tuyos, o bien el mismo producto pero de distinta gama, más alta o más baja. También entendemos por competencia indirecta, a aquellas compañías que aún cuando vendan muchos más tipos de productos que el tuyo, incluyen también productos muy similares al que ofreces.
  • Competidores terciarios o potenciales. Se trata de aquellas empresas que aún cuando no venden el mismo tipo de productos, sí se dirigen a tu misma audiencia o venden productos o servicios complementarios por lo que en algún momento podrían convertirse en competidores directos o, tal vez, en socios.

Análisis de las fuerzas competitivas de Porter

Toda competencia depende de las cinco fuerzas competitivas que se interaccionan en el mundo empresarial:

  • Amenaza de nuevos entrantes.
  • Rivalidad entre competidores.
  • Poder de negociación con los proveedores.
  • Poder de negociación con los clientes.
  • Amenaza de productos o servicios sustitutivos.

La acción conjunta de estas cinco fuerzas competitivas es la que va a determinar la rivalidad existente en el sector. Los beneficios obtenidos por las distintas empresas van a depender directamente de la intensidad de la rivalidad entre las empresas, a mayor rivalidad, menor beneficio. La clave está en defenderse de estas fuerzas competitivas e inclinarlas a nuestro favor.

Barreras de entrada y de salida

La amenaza de los nuevos entrantes depende de las barreras de entrada existentes en el sector. Estas barreras suponen un grado de dificultad para la empresa que quiere acceder a un determinado sector. Cuanto más elevadas son las barreras de entrada, mayor dificultad tiene el acceso al sector.

Barreras de entrada

Hay seis fuentes fundamentales de barreras de entrada:

  • Economías de escala. Se refieren a la disminución en costos unitarios de un producto cuando aumenta el volumen de compra.
  • Diferenciación de producto. Significa que las empresas establecidas tienen identificación de marca y lealtad de cliente, esto crea una fuerte barrera de entrada ya que fuerza a los posibles entrantes a gastarse fuertes sumas en constituir una imagen de marca.
  • Requisitos de capital. Necesidad de invertir recursos financieros elevados, no solo para la constitución de la empresa o instalaciones sino también para conceder créditos a los clientes, tener stocks, cubrir inversiones iniciales, etc.
  • Acceso a los canales de distribución. Necesidad de conseguir distribución para su producto.
    La empresa debe persuadir a los canales para que acepten su producto mediante disminución de precio, promociones… reduciendo beneficios.
  • Curva de aprendizaje o experiencia. El know how o saber hacer de toda empresa marca una importante limitación a los posibles competidores que tienen que acudir de nuevas a ese mercado concreto.
  • Política del gobierno. Puede limitar o incluso cerrar la entrada de productos con controles, regulaciones, legislaciones, etc.

Barreras de salida

Las barreras de salida son factores económicos estratégicos y emocionales que hacen que las empresas sigan en un determinado sector industrial, aun obteniendo bajos beneficios e incluso dando pérdidas.

Hay seis fuentes principales de barreras de salida:

  • Regulaciones laborales. Suponen un alto coste para la empresa.
  • Activos poco realizables o de difícil reconversión. Activos altamente especializados con pequeño valor de liquidación.
  • Compromisos contractuales a largo plazo con los clientes. Por los cuales debemos permanecer más tiempo en el sector, manteniendo la capacidad para la fabricación, los costes de producción, etc.
  • Barreras emocionales. Suponen una resistencia emocional por parte de la dirección a una salida que está económicamente justificada y que no se quiere llevar a cabo por lealtad a los empleados, por temor a la pérdida de prestigio, por orgullo, etc.
  • Interrelaciones estratégicas. Las interrelaciones entre unidades de negocio y otras en la compañía en términos de imagen, capacidad comercial, acceso a mercados financieros… son la causa de que la empresa conceda una gran importancia estratégica a estar en una actividad concreta.
  • Restricciones sociales y gubernamentales. La negativa del gobierno a decisiones de salida, debido a la pérdida de puestos de trabajo, a efectos económicos regionales, etc.

Productos sustitutivos

Los productos sustitutivos limitan el potencial de una empresa. La política de productos sustitutivos consiste en buscar otros que puedan realizar la misma función que el que fabrica la empresa en cuestión. Este concepto es el que hace que entre en competencia directa con el producto al que se le presenta como sustitutivo, ya que cumple la misma función dentro del mercado y satisface la misma necesidad en el consumidor. Los productos sustitutivos que entran en mayor competencia son los que mejoran la relación precio-rentabilidad con respecto al producto de la empresa en cuestión. Un ejemplo clave lo tenemos con los productos genéricos que el sector farmacia comercializa con el beneplácito del gobierno.

¿Qué debe incluir un análisis competitivo?

Para poder tener un panorama completo sobre tu mercado, es necesario que tengas en cuenta los 7 aspectos que debe incluir tu análisis competitivo:

  • Precios. Identifica cuánto cobran tus competidores y en qué punto se encuentran en el espectro de la cantidad frente a la calidad.
  • Diferenciadores: ¿Qué hace únicos a tus competidores y qué anuncian como sus mejores cualidades?
  • Puntos fuertes: Identifica lo que tus competidores hacen bien y lo que les funciona. ¿Los comentarios indican que tienen un producto superior? ¿Tienen un alto conocimiento de marca?
  • Puntos débiles: Identifica lo que cada competidor podría hacer mejor. ¿Tienen una estrategia débil en las redes sociales? ¿No tienen una tienda online? ¿Su sitio web está anticuado? Esta información puede darte una ventaja competitiva.
  • Geografía: Fíjate en la ubicación de tus competidores y en las regiones a las que dan servicio. ¿Son empresas con tiendas físicas o la mayor parte de su negocio se realiza en línea?
  • Cultura: Evalúa los objetivos de sus competidores, la satisfacción de los empleados y la cultura organizacional. ¿Son el tipo de empresa que anuncia el año en que se fundó, o son empresas nuevas y modernas? Lee las opiniones de los empleados para conocer la cultura de la empresa.
  • Reseñas de los clientes: Analiza las reseñas de los clientes de tus competidores, registrando tanto los pros como los contras. En un sistema de 5 estrellas, observa las reseñas de 5, 3 y 1 estrellas. Generalmente, las opiniones de 3 estrellas suelen ser las más honestas.

Cómo analizar a la competencia

Ahora que ya conoces el tipo de competidores que vas a encontrar, te estarás preguntando cómo analizar a la competencia y elaborar un análisis de la competencia que te ayude con tu estrategia de negocio. Pues bien, sigue los seis pasos que se presentan a continuación, para generar un informe de análisis de la competencia y así obtener una perspectiva de tu cuota de mercado. Este proceso te permitirá analizar a unos cuantos competidores de una sola vez, descubrir insights de tus competidores y entender mejor cuáles son tus clientes objetivo.

1. Crea un resumen de los competidores

En el primer paso, selecciona entre cinco y diez competidores para compararlos con respecto a tu empresa. Los que elijas deberán ofrecer productos o servicios similares y contar con un modelo de negocios también similar al tuyo. Además, deberías elegir una mezcla de competidores directos y competencia indirecta para poder ver cómo podrían afectar a tu empresa los mercados nuevos. Elige tanto competidores emergentes como de larga experiencia en el mercado, de esta manera el análisis será más diversificado.

Consejo: Para buscar competidores de tu sector, usa Google o Amazon. Busca tu producto o servicio. Es muy probable que tu competencia se encuentre entre los primeros 10 resultados que surjan. Si tu empresa es emergente o prestas servicios para un nicho de mercado en particular, te convendrá buscar entre los resultados menos populares de la búsqueda para hallar a los competidores directos.

2. Realiza un estudio de mercado

Una vez que sepas cuáles son los competidores que quieres analizar, continúa tu análisis competitivo con una investigación más profunda del mercado. Será una mezcla de investigaciones primarias y secundarias. La investigación primaria proviene directamente de los clientes o del producto mismo, mientras que la secundaria es la información que ya se ha recabado. Después da seguimiento a los datos reunidos con una plantilla para investigación de usuarios.

La investigación primaria del mercado puede incluir lo siguiente:

  • Comprar productos o servicios de la competencia.
  • Entrevistar a clientes.
  • Realizar encuestas en línea para los clientes.
  • Organizar grupos de sondeo presenciales.

La investigación secundaria del mercado puede incluir lo siguiente:

  • Examinar los sitios web de la competencia.
  • Evaluar la realidad económica actual.
  • Identificar los desarrollos tecnológicos.
  • Leer documentación sobre las empresas.

Las herramientas para análisis de motores de búsqueda, como Ahrefs o SEMrush, pueden ser muy útiles para examinar los sitios web de la competencia y para obtener información crucial para SEO, como las palabras clave a las que apuntan, la cantidad de retroenlaces que tienen y el estado general de sus sitios web.

3. Compara las funciones de los productos

El paso que sigue dentro del análisis competitivo consiste en comparar tu producto con los de la competencia. En esta comparación, los productos se deberían separar función por función. Si bien es cierto que cada producto tiene sus características particulares, la mayoría incluirá lo siguiente:

  • El precio.
  • El servicio que se ofrece.
  • La edad del público que es cliente.
  • La cantidad de funciones.
  • El estilo y el diseño.
  • La facilidad de uso.
  • El tipo y cantidad de garantías.
  • El servicio de asistencia a los clientes.
  • La calidad del producto.

Consejo: Si la tabla de funciones es demasiado larga, acorta este paso, enumera las funciones que crees que son más importantes para el análisis. Las funciones elegidas pueden ser el coste, los beneficios que ofrece el producto y la facilidad de uso.

4. Compara el marketing de los productos

El siguiente paso del análisis competitivo es similar al anterior, excepto que, en vez de comparar las funciones del producto, compararás el trabajo de marketing de la competencia. A diferencia de lo que sucede con la matriz de funciones del producto que creaste, en este caso deberás ahondar un poco más para desvelar el plan de marketing de cada empresa.

Entre las áreas que te convendrá analizar, se encuentran las siguientes:

  • Redes sociales.
  • Contenido del sitio web.
  • Avisos publicitarios pagos.
  • Comunicados de prensa.
  • Textos sobre el producto.

A medida que analices lo anterior, hazte preguntas para entender en profundidad las estrategias de marketing de cada empresa. Las preguntas que deberías plantearte variarán según el sector, pero pueden incluir algo como lo siguiente:

  • ¿Qué historia intentan contar?
  • ¿Qué valor aportan a sus clientes?
  • ¿Cuál es la misión de la empresa?
  • ¿Cuál es la voz de la marca?

Puedes identificar el objetivo demográfico de tus competidores en este paso del análisis competitivo. Debes consultar sus bases de clientes, ya sea desde sus sitios web o a partir de los testimonios. Esta información te puede ayudar a elaborar perfiles de clientes (personas). Cuando te formes una idea de a quiénes apuntan tus clientes, podrás entender mejor sus tácticas de marketing.

Comprender lo que ofrecen tus competidores y cómo reacciona el mercado es esencial para crear una ventaja competitiva. Por supuesto, esto no significa que debas copiar nada de ellos. El desarrollo de tu producto debe estar guiado por las demandas del mercado.

Esto es lo que necesitas saber aquí:

Funciones y soluciones

Prueba tú mismo los productos de la competencia y anota sus características. No hay una forma correcta o incorrecta de abordar esto. Enumerar todas las funciones y soluciones de Mailchimp requeriría una hoja de cálculo completa por sí sola, por lo que es mejor escribir una descripción general de alto nivel.

Precios

En la mayoría de los casos, será fácil de comprobar. Observa por cuanto se venden los productos y ve si hay algún descuento.

En el caso de algunos nichos B2B, no encontrarás una página de precios pública, ya que a menudo se basan en cotizaciones personalizadas. Tendrás que hacer algunas compras fantasmas para múltiples casos de uso y preguntar a tus clientes actuales o anteriores.

Valoración de los clientes

Ser un especialista en marketing te vuelve escéptico sobre las reseñas que lees en línea. Las actividades de generación de reseñas están muy sesgadas, pero bueno, esto también es marketing.

Por esa razón, querrás verificar las reseñas que están en el medio. La empresa a menudo puede fomentar las reseñas de cinco estrellas, y los clientes enojados escriben principalmente reseñas de una estrella en el calor del momento. Por esa razón, vale la pena mirar principalmente las reseñas de 2 a 4 estrellas para tener una idea más clara de lo que la gente piensa sobre los productos o servicios de la competencia.

¿Recuerdas el ejemplo de cafés y restaurantes? Aunque ambos venden alimentos y bebidas, no compiten entre sí porque su orientación y posicionamiento son diferentes.

Éste es un punto importante. Necesitas saber a quién le están vendiendo tus competidores (segmento objetivo) y cómo quieren que la gente perciba su producto y su marca (posicionamiento). Solo entonces estarás equipado para posicionarte para alcanzar y atraer el segmento objetivo que más te interesa.

La distribución es la forma en que tus competidores entregan sus productos o servicios a los clientes o clientes. Es el “lugar” en las 4 P del marketing (marketing mix).

Para algunas empresas, la distribución es sencilla. Tal vez vendan todos sus productos o servicios directamente al consumidor (DTC) en su sitio web, en tiendas minoristas o puerta a puerta. Este suele ser el caso de los productos y servicios digitales.

Para otros, la distribución puede ser compleja. Puede haber varios mayoristas y minoristas involucrados y enormes cadenas de suministro.

Afortunadamente, no hay necesidad de profundizar demasiado aquí. Solo necesita una vista de alto nivel de cómo tus competidores están distribuyendo sus productos o servicios a los consumidores.

Tu principal objetivo aquí es encontrar y enumerar los activos distintivos de tus competidores o “códigos de marca” que la gente asocia con ellos. Estos pueden ser:

  • Logotipos
  • Colores de la marca
  • Mascotas
  • Consignas
  • Fuentes

La mejor manera de evaluar el producto y el negocio de alguien es convertirse en su cliente. Eso es exactamente lo que haremos aquí.

Revisa todo el proceso de compra

Compra su producto o servicio y utilízalo correctamente. Puede significar agregar cosas a tu carrito en línea, comprar en una tienda física, solicitar un servicio o una combinación de todo.

¿Fue fluido el proceso? ¿Encontraste algún problema u obstáculo? ¿Hay algo que hagan especialmente bien?

¿Cuáles son sus tácticas de venta?

¿Intentaron venderte más productos o actualizarte a algo más caro? ¿Cómo lo hicieron? ¿Ofrecen descuentos? ¿Están tratando de venderte más después de que te conviertas en cliente?

Las respuestas a estas preguntas son invaluables para los equipos de marketing y ventas.

¿Cómo está su servicio al cliente?

Trabajé en una industria en la que tener un soporte en vivo amigable y experto era una propuesta de venta verdaderamente única. Contribuyó a la satisfacción y retención del cliente e incluso hizo que los prospectos indecisos se convirtieran.

Por lo tanto, crea algunos escenarios y prueba el servicio al cliente de tus competidores.

Habiendo usado Mailchimp durante muchos años, aquí es donde tienen mucho margen de mejora. El soporte es muy limitado y, a veces, no está disponible para los niveles gratuitos, y todavía bastante limitado incluso en los planes pagos. Es justo decir que el soporte deficiente es el estándar en las organizaciones más grandes.

¿Cómo es el proceso de incorporación y retención de clientes?

Esto será irrelevante para algunos productos. Si compras una botella de salsa de tomate en una tienda, Heinz no se comunicará contigo para asegurarse de que estás usando su producto correctamente, enviarte ideas de recetas o ofrecer descuentos para compras futuras.

8. Usa el análisis DAFO

La inteligencia competitiva constituirá una parte fundamental del marco de análisis competitivo. Pero una vez que hayas reunido la información, podrás volver a centrarte en tu empresa. Con un análisis FODA o análisis DAFO (en su expresión en español) identificas las fortalezas y debilidades de la empresa. También sirve para transformar esas debilidades en oportunidades y evaluar posibles amenazas generadas por la competencia.

Mientras trabajas con el análisis FODA, hazte las siguientes preguntas:

  • ¿Qué es lo que hacemos bien?
  • ¿Qué podríamos mejorar?
  • ¿Hay brechas de mercado en nuestros servicios?
  • ¿Qué nuevas tendencias del mercado se vislumbran?

Algunos analistas, utilizan también el análisis de las 5 fuerzas de Porter que estudia el poder de negociación con los clientes y proveedores, las amenazas de nuevos competidores y de nuevos productos.

Consejo: La investigación de los pasos anteriores del análisis competitivo servirán para responder a estas preguntas y para completar el análisis FODA. Puedes presentar los hallazgos en forma visual con una matriz FODA, que es un gráfico compuesto por cuatro cuadrados divididos en categorías.

9. Identifica tu lugar en el mercado

El último paso del análisis de competitividad consiste en entender qué lugar ocupas en el mercado. Para comprenderlo, crearás un gráfico con los ejes X e Y. Los dos ejes deben representar los factores más importantes necesarios para ser competitivo en tu sector del mercado.

Por ejemplo, el eje X puede representar a la satisfacción de los clientes, mientras que el eje Y podría ser la presencia en el mercado. Después, dibuja a cada competidor dentro del gráfico según sus coordenadas (x, y). También te interesará incluir a tu empresa en el gráfico, lo que te dará una idea de qué lugar ocupas entre los demás competidores.

Estrategia de actuación frente a la competencia

Según adoptemos una postura u otra frente a la competencia, podemos diferenciar cuatro tipos distintos de estrategias:

  • Estrategia de líder. El líder es aquel que ocupa una posición dominante en el mercado reconocida por el resto de las empresas. Un líder se enfrenta a tres retos: el desarrollo de la demanda genérica, desarrollando la totalidad del mercado captando nuevos consumidores o usuarios del producto, desarrollando nuevos usos del mismo o incrementando su consumo; proteger la participación del mercado, con respecto a la cual puede adoptar diversas estrategias como la innovación, la distribución intensiva, la confrontación abierta con respecto a los precios…; y ampliar la participación del mercado, aumentando la rentabilidad de sus operaciones sin incurrir en posiciones monopolísticas.
  • Estrategia de retador. Consistente en querer sustituir al líder, ya que no se domina el mercado. Con ello trata de incrementar su participación de mercado mediante estrategias agresivas. Estas pueden consistir:
    • Ataque frontal: utilizando las mismas armas que el líder.
    • Ataques laterales: teniendo como objetivo los puntos más débiles del competidor, pudiendo adoptar varias formas como el desbordamiento, el acercamiento, la guerrilla, etc.
  • Estrategia de seguidor. El seguidor es aquel competidor que tiene una cuota de mercado más reducida que el líder. Su estrategia consiste en alinear sus decisiones con respecto a las del líder. No ataca, coexiste con él para repartirse el mercado. Trata de desarrollar la demanda genérica concentrándose en segmentos del mercado en los que posee una mayor ventaja competitiva, con una estrategia propia.
  • Estrategia de especialista. El especialista es aquel que busca un hueco en el mercado en el que pueda tener una posición dominante sin ser atacado por la competencia. Se concentra en un segmento del mercado, dominándolo y sirviéndolo con una gran especialización y obteniendo suficiente potencial de beneficio.

Estrategia de crisis: retirarse, resistir o reinventarse

La crisis económica que al inicio de la segunda década del siglo XXI mantuvo en tensión principalmente a los países de la Unión Europea aportó tres posibles enfoques o soluciones para intentar contrarrestar la situación competitiva de las empresas:

  • Retirarse. La falta de liquidez y los cambios tecnológicos, sociales y culturales obligaron a un importante número de compañías a cerrar sus puertas, ya que no supieron contrarrestar los cambios producidos en el mercado o contar con la tesorería suficiente para aguantar el ciclo económico.
  • Resistir. Las empresas que no están gestionadas bajo una óptica de marketing del siglo XXI suelen adoptar esta solución para intentar competir en el mercado. Su objetivo es intentar competir «como sea» hasta que la crisis pase. Esta actitud tiene un importante desgaste anímico, económico y profesional y no siempre sale.
  • Reinventarse. Bajo la filosofía de que «el fracaso es parte del camino del éxito» las empresas que se encuentren en una etapa de crisis deben establecer una política de cambios e innovación. Innovar en sus estrategias, en sus productos o servicios, en sus canales de distribución, etc. Además, tienen que prestar una máxima atención a sus clientes, a sus vendedores y adecuarse plenamente a la gestión 3.0.

Ejemplo de análisis competitivo

Imagina que trabajas en una empresa emergente de marketing que presta servicios de SEO para dentistas, un nicho del mercado en el que solamente hay unos pocos competidores. Decides realizar un análisis del mercado para tu negocio. Para llevarlo a cabo, harías lo siguiente:

  • Paso 1: Usas Google para reunir una lista de los competidores.
  • Pasos 2, 3 y 4: Usas los sitios web de los competidores y herramienta de análisis SEO como Ahrefs, para entender en profundidad la oferta de servicios y las estrategias de marketing de cada empresa.
  • Paso 5: Vuelves a enfocarte en tu empresa, elaboras un análisis FODA para evaluar los propios objetivos estratégicos y obtener una imagen que te permita apreciar tus fortalezas y debilidades.
  • Paso 6: Finalmente, creas un gráfico con el panorama del mercado y concluyes que hay dos empresas que te superan ampliamente en satisfacción de los clientes y presencia en el mercado.

Después de reunir esta información en una tabla como la que figura a continuación, consideras cuál sería una estrategia específica para tu caso. Para vencer a la competencia, puedes usar la localización. En vez de orientar el marketing a los dentistas del país como lo hace la competencia decides enfocar la estrategia de marketing a una región, estado o ciudad. Una vez que te hayas transformado en la empresa reconocida en SEO para dentistas de la ciudad, será el momento de diversificarte.

Desventajas del análisis competitivo

El análisis competitivo tiene algunas desventajas que deberías considerar antes de avanzar con el informe. Si bien es cierto que los inconvenientes son menores, que los entiendas puede ayudarte a ser un mejor gerente o responsable de negocios.

No olvides ponerte en acción

No se trata solamente de reunir información a partir del análisis competitivo, también hay que actuar basados en esa información. Los datos, por sí solos, solamente muestran qué lugar ocupas en el mercado. La clave de contar con un buen análisis de competitividad es usarlo para la resolución de problemas y para mejorar el plan estratégico de la empresa o, tal vez, definir unos objetivos SMART que te ayuden a enfocar tus tácticas en la dirección correcta.

Ten cuidado con el sesgo de confirmación

El sesgo de confirmación es la interpretación de la información basándote en las creencias que traes contigo. No es bueno porque puede hacer que te aferres a falsas ideas. Para evitar ser parcial, debes respaldar tus decisiones con todos los datos disponibles. En el ejemplo anterior, el encargado de negocios puede creer que es excelente con la gestión de SEO en las redes sociales del sector odontológico. Basado en esa creencia, cuando se llevan a cabo las investigaciones de mercado para redes sociales, tal vez se reúna solamente la información suficiente como para confirmar esta preferencia. Incluso aunque, estadísticamente, los competidores sean mejores en las redes sociales. Sin embargo, si confiaras en los datos disponibles, se podría eliminar este sesgo.

Actualiza el análisis con regularidad

El informe de análisis de competitividad representa una foto del panorama del mercado tal como se encuentra en el momento. Con este informe, puedes obtener suficiente información como para hacer cambios en la empresa, pero no deberías volver a consultar el documento a menos que actualices la información con regularidad. Las tendencias del mercado cambian todo el tiempo y, a pesar de que es tedioso actualizar el informe, si lo haces, te asegurarás de tener un panorama preciso de los competidores en todo momento.

Beneficios de realizar un análisis competitivo en tu empresa

Algunos de los beneficios de realizar un análisis competitivo son:

  • Ayuda a identificar la propuesta de valor única de tu producto y lo que lo diferencia de los de la competencia, lo que puede servir de base para futuros esfuerzos de marketing.
  • Permite evaluar la viabilidad de nuevos productos y servicios, examinando el éxito y el fracaso de los competidores, y si es o no competitivo en cuanto a precio, capacidad o calidad.
  • Ayuda a calificar la eficacia de tu estrategia de marketing comparando los sitios web, las cuentas de las redes sociales y los materiales de marketing de tus competidores, con los esfuerzos de marketing de tu empresa, y a considerar lo que podrías aprender de la competencia.
  • Permite identificar lo que tu competidor está haciendo bien. Esta información es fundamental para seguir siendo relevante y garantizar que tanto tu producto como tus campañas de marketing superan los estándares del sector.
  • Indica dónde se quedan cortos tus competidores, lo que le ayuda a identificar áreas de oportunidades en el mercado y a probar nuevas y exclusivas estrategias de marketing que ellos no han aprovechado.
  • Ayuda a saber qué le falta a un producto de la competencia a través del feedback de los clientes y considerar cómo podrías añadir características a tu propio producto para satisfacer esas necesidades.

Potencia la estrategia de marketing con un análisis competitivo

Conocer las fortalezas y debilidades de los competidores te transformará en un mejor responsable de marketing. Si no conoces a la competencia que te enfrentas, no puedes ganarles. Con el análisis de competitividad puedes mejorar ampliamente la estrategia de marketing y capturar al público objetivo mucho más rápido.

El análisis competitivo debe llevarte a la acción. Es decir, debes seguir lo que indican los hallazgos con objetivos claros y un plan sólido de negocios. Una vez que hayas hecho el análisis de competitividad, podrás usar las plantillas que se encuentran a continuación para poner el plan en acción.

Fuente:

asana.com

marketing-xxi.com

questionpro.com

ahrefs.com

Qué es un Análisis Competitivo y cómo puedo realizarlo
Qué es un Análisis Competitivo y cómo puedo realizarlo
Spread the love

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Follow by Email
Facebook
Twitter
Instagram
WhatsApp ¿Hablamos por WhatsApp?